17 de gen. 2015

PACIFIC. M.26. ( DRAGON WAGON).







La Bestia de La Guerra.


PACIFIC CAR AND FOUNDRY, empezo
a fabricar camiones en 1942 por un encargo
de la fuerzas armadas norteamericanas.
El ejercito necesitaba un vehículo potente
para el traslado de tanques en semirremolques.
La configuración del Pacific, era un 6X6, tres
ejes y la cabina encima el motor.
El motor un Hall-Scott de 240 CV. Equipaba
una caja de cambios de cuatro velocidades con
una reductora central de tres velocidades que
conectaba la transmisión trasera a las ocho ruedas.





El Dragon Wagon, era el vehículo con ruedas de caucho
mas grande operando durante la Segunda Guerra Mundial.
El que hoy nos acompaña, es blindado.  El modelo civil
era menos aparatoso. En este Blog, "imatgessobrerodes"
hay un apartado de arrastres de Endesa,donde un Pacific
de Gil-Stauffer,     ayuda al Autocar de ENESA.





De este modelo solo se fabricaron 500 unidades. Su
misión durante la contienda era el de recuperar tanques,
accidentados o Averiados. Con un motor de 6 cilindros.
18.000 CC, un cabrestante de 20 TN delantero y dos
traseros de 50 TN. Con una quinta rueda para un 
enganche de una góndola acondicionada para la carga
de a los pesados tanques.








Puesto de conducción del Pacific. El espacio es minimo
incluso para maniobrar con los brazos el volante. Para
entrar al puesto de conducción hay que saltar desde atras
por encima el gran capó interior.


El puesto del segundo chofer, igual de angosto.
Aqui se puede entrar por el costado.








Detalle de las barras delanteras y portico de grua
con una amplitud de 3,30 metros de interior.







En rojo, engrase automático del vehículo.


El cabestrante frontal se controlaba desde dentro
la cabina. Su capacidad de rescate es de hasta
16.000 kilos. De apoyo hay dos cabestrantes mas
de inferior potencia.




Lateral con equipo de soldadura, y todo un taller
de herramientas. Tres bombonas, Argon, Oxigeno
y acetileno


Las bombonas de soldadura, para las reparaciones
in situ.



La tracción por cadenas, algo insolito en los años
cuarenta. Pero eficaz.





Este vehículo, llevaba una tripulación de siete
personas, con sus siete mantas, 8 cajas de munición,
cizalla y tres cajas de bombas dentro la cabina.